lunes, 27 de febrero de 2012

Teatro posterior a la Guerra Civil

Fragmentos de las siguientes obras teatrales:

Cuatro corazones con freno y marcha atrás (1935), de Enrique Jardiel Poncela. Adaptación completa emitida en el programa Estudio 1.

Argumento: El doctor Bremón inventa una poción para vivir eternamente y poder así resolver los problemas que tienen Ricardo, Valentina, su novia Hortensia y él mismo, pero no resulta tan magnífico como todos esperaban. La vida eterna en muy aburrida. Para poner remedio a esta situación Bremón crea otro bebedizo con el cual irán descumpliendo años, pero nada es perfecto...





Tres sombreros de copa, de Miguel Mihura. Inicio de la obra.

Argumento: El argumento de Tres sombreros de copa (1952, aunque escrita veinte años antes) es sencillo, incluso tópico: tras siete años de tenaz noviazgo, Dionisio, un joven de veintisiete años, va a casarse con Margarita, una «virtuosa señorita» de veinticinco. La noche previa a la boda se hospeda en un hotel donde conoce a Paula, una atractiva chica de dieciocho años (aproximadamente, ya que no conoce su edad) de la que se siente especialmente atraído. La muchacha trabaja en un circo y al día siguiente debutará en el Nuevo Music-Hall. A lo largo de la obra, Dionisio descubre por medio de Paula una manera distinta de vivir, de entender el mundo y de alcanzar la felicidad; gracias a la joven vislumbra la posibilidad de una existencia más imaginativa y libre. Sin embargo, cuando en el momento culminante de la acción deba decidirse entre Paula y Margarita, Dionisio no se atreverá a cambiar de vida, y opta por vivir con la burguesía.





La taberna fantástica, de Alfonso Sastre. Resumen de la obra (Centro Dramático Nacional).

Argumento: El argumento de La taberna fantástica (1985) es casi trivial, en apariencia. En una taberna de un barrio marginal de Madrid aparece, borracho, Rogelio, un quinquillero huido de la Guardia Civil que ha recibido la noticia de que su madre ha muerto. A pesar de que arriesga la cárcel, ha acudido para asistir al entierro. Su estado no se lo permitirá, pero además el suceso adquirirá tintes trágicos. A la taberna acudirá la Guardia Civil, la familia de Rogelio, sus compañeros y sus amigos y rivales.

Sobre este hecho, sobre esta tragedia personal, Sastre desarrollará toda una muestra de una sociedad marginal, marginada y a la que la bienpensante ciudad mantiene segregada, casi regocijándose en ese submundo repulsivo que reafirma su superioridad.

Las frustraciones, los sueños, las vidas rotas, innobles, que realimentan su miseria por la imposibilidad de salir de la incultura y la marginación. Todo conforma un cuadro absurdo y basal, una tragedia inevitable por su propia idiosincrasia, esa que el resto de la sociedad les ha impuesto.


Pic-nic, de Fernando Arrabal.

Argumento: Pic-nic es una obra de Fernando Arrabal, quien la escribió en 1947 en un claro alegato contra la guerra. Hasta el día de hoy se sigue representando en los cinco continentes "para evidenciar lo absurdo de la guerra", según Arrabal. La obra muestra a un matrimonio que va de visita al frente de batalla con la intención de vivir un día de pic-nic junto a su hijo, que se encuentra en una trinchera. Allí aparece un solado enemigo con quien comparten el día de campo en un clima amistoso. Sorprendidos, descubren que ningún bando desea la guerra y deciden terminar con ella. La ingenuidad de los personajes se rompe cuando la realidad de la guerra desata toda su furia matando sus ilusiones al final de la obra.



Historia de una escalera, de Antonio Buero Vallejo (1949). Documental del Centro de Documentación Teatral.

La obra se puede resumir en: “ vivir es volver. Es ver volver todo en un retorno perdurable, eterno. “
Se desarrolla en la escalera de un edificio, en el cual se encuentran los vecinos de cuatro casas, todos pobres trabajadores menos Elvira y su padre. Elvira queria casarse con don Fernando, pero este estaba enamorado de Carmina, Urbano, vecino también. tenía algo en común con Fernando y era el amor que sentían hacia esta. En los dos primeros actos se desarrollan escenas en las que Fernando y Carmina se convierten en novios. Años después, vemos a Fernando casado con Elvira y a Carmina casada con Urbano, ambas parejas no soportan la presencia de la otra, lo que refleja la desdicha de haberse casado con personas que no amaban y de no haber logrado el sueño que tanto ansiaban, subir de posición económica. Esto da lugar a innumerables disputas entre ambas parejas. Pasan los años y en las escenas encontramos a sus hijos. Fernando y Elvira han tenido dos: a Mandolín, de 12 años de edad, y a Fernando, de 21, el cual está enamorado de la única hija de Carmina y Urbano, llamada también Carmina. Los padres de ambos se niegan a su amor y la historia se repite de alguna forma similar.






El retablo de las maravillas, de Els Joglars (estrenado el 9 de enero de 2004 en el Teatro Lope de Vega de Sevilla. Se representó hasta el 12 de junio de 2005).
Argumento: Los mecanismos que rigen el comportamiento humano muestran una evolución tan extremadamente lenta que apenas pueden notarse sus diferencias entre el conjunto de obras que configuran la historia del teatro. Ello lo demuestra la validez de tantos dramas construidos hace mas de dos milenios y medio, los cuales siguen figurando entre los grandes mitos de la humanidad.

Bajo este prisma, la distancia que nos separa de Cervantes es ínfima, y así, las situaciones presentadas en su entremés “El Retablo de las Maravillas” siguen hoy produciéndose e incluso multiplicándose bajo el poder de los medios de comunicación.
Por consiguiente, y a fin de no incurrir en el mismo defecto de lo que denunciamos en estas variaciones del retablo, contaremos con absoluta franqueza el proceso que nos ha llevado a ello.

El primer motivo y quizá el más esencial es la necesidad de hacer algo para conseguir que veinte personas continúen subsistiendo del teatro. Después nos encontramos con ocho magníficos actores que deben multiplicarse en numerosos papeles, pues tampoco contamos con los medios de los teatros públicos. Luego tenemos que emplear una costosa pantalla electrónica que todavía no hemos amortizado, y finalmente, disponemos de los taquillajes conseguidos con la producción anterior que nos permiten una cierta libertad, o sea, no depender de que ninguna institución, por el hecho de pagarnos el invento, condicione el producto.

Una vez asumidos estos ineludibles ingredientes (tampoco lo consideramos limitaciones) podemos dedicarnos a toda clase de disquisiciones, que en esta ocasión, se sintetizaron sobre la paradoja clásica de como los cretinos pueden vendernos la nada a costa del temor de sus semejantes a pasar por cretinos. No obstante, a pesar de ello, la humanidad ha seguido evolucionando porque siempre han aparecido en última instancia niños denunciando la desnudez del rey. Sin embargo hoy los niños están domesticados, los artistas comprados con dinero público y los filósofos ejerciendo de funcionarios. Así, los retablos campan a sus anchas promocionados por las más altas instituciones y vendidos por los media aprovechando que “cada día que amanece...”

Albert Boadella.


Els Joglars: programa de televisión Orden especial, sátira hacia el nacionalismo.




No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada